Beneficios del yoga prenatal en el estado físico y mental de la futura madre

Beneficios del yoga prenatal en el estado físico y mental de la futura madre

Paula Casanueva

El embarazo es un camino y una aventura única, un estado fisiológico, que pese a haber tenido experiencias previas, ningún embarazo es igual a otro; en cada uno nace una nueva madre y un nuevo ser. Físicamente desde el primer trimestre del embarazo y hasta el término de este se producen una serie de cambios físicos y emocionales que requieren de contención y educación hacia la gestante.

Es en este contexto que la práctica del yoga es útil y beneficiosa para mantener un balance interior y potenciar la musculatura para llevar a cabo con éxito tan importante etapa de la vida.

Una pregunta recurrente durante este perído es la factibilidad de practicar yoga, y la respuesta es que mientras un embarazo se desarrolle normalmente y no tenga alguna indicación medica en particular, no existen contraindicaciones. No se necesita experiencia previa ni encontrarse en un nivel máximo de forma física. La práctica del yoga prenatal es una práctica suave, sin peligros, pero siempre la mujer debe estar atenta a su cuerpo y suspender algún ejercicio si siente alguna molestia o dolor.

La práctica constante del yoga prenatal trae consigo un impacto positivo sobre los efectos del estrés, devolviendo a la mente un estado de paz y sencillez. Físicamente tonifica y fortalece la musculatura del piso pélvico, mejora la postura alineando la columna, alivia dolores de la zona lumbar, aumenta la circulación sanguínea lo cual ayuda a la eliminación de toxinas y a una mejora en la circulación útero – placentaria, favorece la digestión, ayuda al control de la respiración, disminuye los riesgos de síntomas de parto prematuro al tener una mente quieta ya que así,  se disminuye el riesgo de contracciones uterinas.

Finalmente,  los múltiples beneficios  que esta disciplina otorga dan como resultado un embarazo más  saludable, una mujer  conectada con su estado físico, emocional y con su hijo. Por lo tanto, la invitación es a practicar yoga durante el embarazo e incorporarla  en forma rutinaria  durante toda la vida, porque significa unión, en términos filosóficos el yoga es la unión del alma individual con el alma universal. El yoga es, entonces, una experiencia dinámica, interna, que integra el cuerpo, los sentidos y la mente.

Paula Casanueva 

Académica de Obstetricia. Facultad de Medicina Universidad San Sebastián

EDITOR DE LA NOTICIA

OTRAS NOTICIAS DE INTERES

COLUMNA OPINIÓN

Marianela Rojas: Consejos para aprender a leer el etiquetado nutricional de los alimentos

En nuestro país, 1 de cada 11 muertes es atribuible al sobrepeso y la obesidad y muere 1 persona obesa por hora. Según la encuesta nacional de salud (ENS, 2010)

COLUMNA OPINIÓN

Dr. Ivo Sapunar: Alimentación saludable y rendimiento cerebral

El cerebro tiene trillones de células llamadas neuronas. Hay más neuronas que estrellas en una galaxia, y estas maravillosas células, que han creado las maravillas de la Antigua Gracia, el

COLUMNA OPINIÓN

Columna de opinión: Bienvenido año escolar

El próximo 5 de marzo, se da inicio al año escolar en la provincia de Huasco y en toda la región de Atacama. Cientos de niños, niñas y jóvenes, comienzan